PENSAR SOLA ES CRIMINAL

2019
Instalación y performance.
Dimensiones: 2,30 por 2,30 por 2,30 mts.

 

En la performance invito a repensar límites, relaciones y experimentar respuestas a la problemática del sujeto contemporáneo, quien se encuentra solo, expulsado de los grandes relatos y en una peligrosa deriva ética.

Propongo un espacio de transformación y descubrimiento de la potencia del cuerpo individual al colectivo, un encuentro guiado por la necesidad, mediado por las palabras, para reconocernos en las otras, en las diferencias y salir del refugio narcisista.

 

“Y el hecho es que nadie, hasta ahora, ha determinado lo que puede un cuerpo” 

 Baruch Spinoza, (Ética, Parte III, Proposición II, Escolio).